CHILE: La Mano del Desierto de Atacama

Mano del Desierto de Atacama

En el desierto más seco del mundo, en Atacama aparece a 1.100 metros de altitud, una mano colosal semienterrada en la arena. La llaman la Mano del Desierto.

Esta en el norte de Chile, a 75 kilómetros al sur de Antofagasta, aquí en la inmesidad del desierto de Atacama, junto a la pista que llaman carretera Panamericana, surge la mano creada por el escultor chileno Mario Irarrázabal Covarrubias.

La mano es un hito y probablemente la obra maestra de Irarrázabal. Hay otras manos suyas -como la del Parque Juan Carlos I en Madrid y la de Punta del Este, Uruguay- pero ninguna como esta Mano del Desierto.

Fuente: Destina.com

Anuncios

26 denominaciones Patrimonio de la Humanidad Parte II

La media histórica anual de sitios que ingresan en la exclusiva lista asciende a 24, por lo que 2012 se puede considerar un año especialmente generoso del organismo internacional. Con estas incorporaciones, la Unesco eleva a 962 el número de sitios del mundo que integran sus listas, aunque 39 de ellos se consideran «en peligro», como los recientemente afectados en Malí —Tombuctú y Tumba de Askia—. En esta ocasión, solamente se ha añadido a la lista general un lugar de España, Almadén, que comparte con la localidad de Idria, en Eslovenia, la denominación de «Patrimonio del mercurio». Otras nuevas maravillas de la Unesco:

Paisaje cultural de Bali: el sistema subak como expresión de la filosofía Tri Hita Karana, en Indonesia:

Casi 20.000 hectáreas de superficie son la prueba viviente de los preceptos de la filosofía balinesa de Tri Hita Karana, que postula la integración del «espíritu, el ser humano y la naturaleza». El sistema de reparto de recursos hídricos de la isla, llamado subak, a través de canalizaciones tradicionales ha logrado que Bali sea uno de los primeros productores de arroz de Indonesia. La denominación de la Unesco también incluye el Templo Real de Pura Taman Ayun, uno de los más grandes de Bali.

Paisaje del Grand Pré, en Canadá:

Los pantanos de Grand-Pré se encuentran en Nueva Escocia y simbolizan todo el proceso de desarrollo agrario de la región a través de una sabia distribución de los recursos hídricos concebida por los acadianos en el siglo XVII.

Patrimonio arqueológico del valle de Lenggong, en Malasia:

El valle de Lenggong, en Malasia, alberga cuatro sitios arqueológicos en los que se han encontrado restos de presencia de homínidos de al menos dos millones de años de antigüedad y también de grupos humanos primitivos.

Patrimonio del mercurio de Almadén y de Idria, en España y Eslovenia:

Las minas de mercurio de Almadén (España) e Idria (Eslovenia) produjeron el desarrollo de un tipo de construcciones específicas, aunque muy similares a pesar de la distancia que las separa, para la extracción de este mineral. En Almadén estos edificios son el castillo de Retamar, algunos pozos tradicionales y diversos edificios religiosos.

Rabat, capital moderna y ciudad histórica, en Marruecos:

La capital de Marruecos se ha colado en la lista del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco con el argumento de representar una positiva simbiosis entre la tradición árabe-musulmana y la modernidad de Occidente. La arquitectura islámica tradicional tiene en Rabat algunos ejemplos de primer nivel, como la mezquita de Hassan, las murallas y las kasbahs, como la de Oudaias (en la foto).

Río de Janeiro, paisajes cariocas entre la montaña y el cielo, en Brasil:

El principal argumento para la incorporación del paisaje de Río de Janeiro es la peculiar fusión entre la ciudad y la orografía colindante, que destaca por lugares como el monte de Corcovado, con su célebre Cristo, y el Parque Nacional de Tijuca.

Sitio de evolución humana del Monte Carmelo: cuevas de Nahal Me’arot/Wadi el-Mughara, en Israel:

El Monte Carmelo se considera sagrado para las religiones judía y cristiana, pero ha sido lugar de asentamiento humano desde la prehistoria. En su ladera occidental existe una serie de cuevas que han sido testigos de la historia del ser humano desde hace al menos unos 500.000 años.

Sitio neolítico de Çatalhöyük, en Turquía:

El asentamiento neolítico de Çatalhöyük, en Turquía, es el mejor conservado de todo Oriente Medio. Contiene restos de la presencia humana tanto del periodo Neolítico como del Calcolítico o de la Edad del Bronce. Parece que un gran incendio obligó a abandonarlo a sus pobladores, aunque las llamas ayudaron a cocer el adobe de las casas que hoy podemos contemplar.

Sitios mineros importantes de Valonia, en Bélgica:

Se trata de las minas de carbón mejor preservadas de Bélgica de los siglos XIX y XX. Las aglomeraciones obreras que surgieron alrededor nos proporcionan unas importantes estampas de la primera arquitectura industrial europea.

Xanadú, en China:

El Kan mongol Kublai, que era nieto de Gengis Kan, ordenó levantar en 1256 una capital que llamaría Xanadú y que serviría como plataforma de fusión de las culturas china y mongola. Esta ciudad, ubicada al norte de China, sirvió también de trampolín para la difusión del budismo tibetano en las regiones septentrionales de Asia.

CATEGORÍA DE BIENES NATURALES:

Ghats occidentales, en India:

Más antigua que el Himalaya, la cadena montañosa de los Ghats occidentales, en India, es relevante para la Unesco por sus peculiares rasgos ecológicos y geomórficos. La variedad biológica de los Ghats es extraordinaria.

Lagos de Unianga, en Chad:

En medio de la brutal aridez del Sahara de Chad hay 18 grandes lagos que están conectados entre sí gracias a las corrientes freáticas. Los lagos de Unianga son especialmente salados y sólo se dan en ellos algunas especies de algas y microorganismos.

Parque Natural de los Pilares del Lena, en la Federación de Rusia:

Lo más característico de este increíble lugar de la República de Sajá, en la Rusia oriental, son las columnas de piedra erosionadas por siglos de hielos y deshielos. Las temperaturas en este lugar de la Tierra pueden alcanzar en invierno los 60º C bajo cero y en verano los 40º C. Exuberante y salvaje.

Sitio fosilífero de Chengjiang, en China:

En la provincia china de Yunnan se encuentra este yacimiento de fósiles único en el mundo. Se extiende a lo largo de 512 hectáreas y es un completo testimonio de 196 especies marinas del periodo Cámbrico (unos 540 millones de años), como los trilobites.

Sitio trinacional de Sangha, en Camerún, Congo y República Centroafricana:

Tres parques nacionales de Camerún, República del Congo y República Centroafricana se unen en esta zona conocida como Área Protegida Trinacional (sus siglas en francés son STN). Esta área es una oda a la exuberante y rica naturaleza de África. Diversas especies en peligro de extinción, como el gorila de las llanuras o el cocodrilo del Nilo, tienen aquí su último refugio. Se puede obtener más información sobre este precioso entorno natural en este artículo sobre Dzanga Sangha.

CATEGORÍA DE BIENES MIXTOS:

Laguna meridional de las Islas Rocosas, en Palau:

Los 445 islotes volcánicos y un conjunto de arrecifes compuestos por 385 especies de coral constituyen la «mayor concentración mundial de lagos marinos». En este entorno se han contabilizado 13 especies de tiburones y una gran colección de plantas y aves.

 

Fuente : Destinia.com

Lo New : Patrimonio de la Humanidad parte I

Cada año a finales de junio y principios de julio, el Comité del Patrimonio de la Humanidad, dependiente de la Unesco, se constituye para determinar cuáles de los lugares propuestos por los diferentes países se incorporan a la lista del Patrimonio de la Humanidad. En 2012, la institución cultural internacional ha decidido admitir a un conjunto de 26 nuevos lugares, veinte de ellos catalogados como «bienes culturales», otros cinco como «bienes naturales» y uno más como «bien mixto», que mezcla el ingrediente cultural con el natural.

CATEGORÍA DE BIENES CULTURALES:

Cuenca minera de la región Nord-Pas de Calais, en Francia

Francia

Desde el año 1700 se lleva extrayendo carbón de esta región del norte de Francia. Estas actividades han influido decisivamente en la configuración del paisaje y constituyen un modelo único de las sociedades obreras que surgen con la Industrialización.

Gonbad-e Kābus, en la República Islámica de Irán:

Enclavada en el centro de la ciudad iraní de Gonbad-e Kabus, la torre de planta decagonal de Gonbad-e Kabus mide 72 metros de alto y está coronada por un techo circular. El interior presenta ricas mucarnas similares a las que presenta la sala de los Abencerrajes de la Alhambra de Granada.

Grand Bassam, en Costa de Marfil:

Grand Bassam fue la primera capital colonial francesa en Costa de Marfil. Se originó a finales del siglo XIX y todavía se puede apreciar el estilo colonial, con la separación de los barrios de la ciudad por funciones: comercio, administración, viviendas. Al lado está el pequeño pueblo pesquero de N’zima.

Granjas decoradas de Hälsingland, en Suecia:

La tradición granjera medieval de Escandinavia pervive en algunas regiones de Suecia. Prueba de ello son las siete casas de madera de Hälsingland, decoradas pletóricamente en una mezcla de estilos populares y elevados, como el rococó o el barroco, propio del gusto aristocrático de la época.

Guarnición fronteriza y fortificaciones de la ciudad de Elvas, en Portugal:

La localidad portuguesa de Elvas, que se encuentra a 8 km al oeste de Badajoz, es uno de los mayores sistemas militares defensivos del mundo. Su construcción comenzó hacia 1640 y se fue reforzando hasta el siglo XIX. También se incluyen en esta denominación el formidable acueducto de Amoreira, y las iglesias y conventos de la localidad.

Industria perlífera tradicional de Baréin, en Bahrein:

Esta denominación incluye casi una veintena de edificios ubicados en la ciudad de Muharrak, la fortaleza de Kal’at bu Mahir y tres bancos de perlas. La Unesco ha aceptado esta candidatura por tratarse del último ejemplo de la antaño boyante industria tradicional de perlas del golfo Pérsico.

Lugar de nacimiento de Jesús: iglesia de la Natividad y ruta de peregrinación en Belén, en Palestina:

A 10 km al sur de Jerusalén se encuentra la iglesia de la Natividad, que ocupa el lugar donde los cristianos creen que nació Jesucristo. El lugar está rodeado de iglesias de todos los cultos cristianos. La denominación también incluye la ruta de peregrinaje que une Belén con este simbólico enclave cristiano.

Mezquita del Viernes (Masjed-e Jame) de Isfahán, en la República Islámica de Irán:

Estampa propia de Las mil y una noches, la Mezquita del Viernes de Isfahán se empezó a construir en el año 841, lo que la convierte en el edificio de su estilo más antiguo y la muestra, por tanto, más antigua de la integración de la cultura persa con el islam. Esta impresionante mezquita de más de 20.000 m² serviría de modelo para diversas mezquitas de Asia Cental.

Ópera de los Margraves de Bayreuth, Alemania:

Este teatro de la ciudad de Bayreuth puede calificarse como obra maestra de uno de los estilos más recargados de todas las arquitecturas europeas: el rococó. Guillermina de Prusia ordenó su construcción en 1745 al genial arquitecto italiano Giuseppe Galli Bibiena.

País Bassari: paisajes culturales Bassari, Fula y Bedik, en Senegal:

Una serie de paisajes de Senegal determinados por las características geológicas del terreno determinaron vitalmente a las culturas africanas que los han habitado desde el siglo XI. Terrazas de cultivo, arrozales y diversas aldeas tradicionales africanas entrelazan sus ciclos biológicos en un entorno natural prácticamente virginal.

Fuente : Destinia.com

“10 atracciones turísticas que más interesan a los viajeros”

Hay muchas atracciones en todo el Planeta, pero solamente unas cuentas son las que generan más comentarios entre los viajeros del mundo. Aquí  las 10 atracciones turísticas que despiertan más interés entre los turistas de todo el mundo.

TABLE MOUNTAIN, SUDÁFRICA:

Foto: Coda coza, Wikimedia Commons (CC BY 2.5)

La montaña de la Mesa, o Table Mountain, es el emblema de Ciudad del Cabo y uno de los mejores sitios para contemplar la ciudad. La mayoría de los viajeros afirman que subir en el funicular que conduce a la cima de Table Mountain es la experiencia más emocionante por la altura que alcanza y por las estupendas vistas de 360 grados. En 2011, la montaña de la Mesa se incluyó entre las siete maravillas naturales del mundo.

JARDÍN MAJORELLE, MARRUECOS:

Un jardín con más de 300 especies de plantas en la árida Marrakech equivale a encontrar un oasis en el desierto. El lugar transmite paz y calma y es un verdadero deleite para los sentidos, tal y como había planeado su creador, el artista Jacques Majorelle, en 1924. La opinión de quienes lo conocen es unánime: «Precioso», «hermoso», «relajante». Se hizo realmente famoso cuando lo compró el diseñador Yves Saint Laurent en 1980 y le dio el aspecto que se puede disfrutar actualmente.

ANGKOR WAT, CAMBOYA:

Nadie se puede resistir al encanto y el enigma del templo Angkor Wat, ni de los alucinantes edificios que se encuentran en las proximidades. Esta maravilla se encuentra muy cerca de Siem Riep, una importante ciudad de Camboya, en un parque en el que se conserva una gran cantidad de ruinas de la vieja civilización jemer —hay tantas ruinas que es recomendable pasar allí más de 1 o 2 días—. Angkor Wat forma parte del conjunto de Angkor, que pertenece al Patrimonio de la Humanidad de la Unesco desde 1992.

RESERVA MARINA DE HOL CHAN, BELICE:

Belice es famoso por dos aspectos principalmente: la gran cantidad de ruinas de civilizaciones precolombinas y las increíbles reservas marinas de cristalinas aguas. Entre estas últimas, una de las que más gustan es la Reserva Marina de Hol Chan, en la que se puede disfrutar de todo tipo de actividades acuáticas. Practicar snorkel es una de las más frecuentes, ya que se puede observar desde los famosos arrecifes de coral de Belice hasta varias especies de tiburones, tortugas y coloridos peces tropicales.

TORRE EIFFEL, FRANCIA:

A pesar de las aproximadamente tres horas de cola y el precio de la entrada, la Torre Eiffel de París es uno de los monumentos más visitados del mundo. Merece la pena visitarla no solamente por el simbolismo que tiene, sino también porque las vistas de 360 grados que se pueden apreciar desde la parte alta son una experiencia sin la cual una visita a París puede dejarnos con la sensación de viaje incompleto.

COLISEO ROMANO, ITALIA:

Una construcción que tiene casi 2.000 años de antigüedad y que se considera una de las obras maestras de la arquitectura romana en la Ciudad Eterna reúne todos los requisitos para encantar a cualquier viajero. Un interés tan fuerte por un único monumento lógicamente trae inconvenientes como las largas colas, pero la opinión general no admite dudas: hay que ir una vez en la vida. El Coliseo forma parte del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco desde 1980.

FUENTES DE DUBÁI, EMIRATOS ÁRABES UNIDOS:

Los viajeros no tienen ninguna duda a la hora de definir a las fuentes de Dubái y su coreografía de agua como un «espectáculo». En Oriente Próximo, todo lo que tenga que ver con el agua es muy valorado y, si se trata de Dubái, donde se tiende fácilmente al exceso, el resultado son las increíbles Fuentes de Dubái, que están iluminadas por más de 6.000 luces. Se encuentra en el centro de la ciudad y costó la friolera de 218 millones de dólares.

CENTRAL PARK, ESTADOS UNIDOS:

El gran parque público de Nueva York, Central Park, es como un gran corazón que dinamiza la vida de los neoyorquinos. Se calcula que cada año unos 25 millones de turistas se acercan hasta Central Park para llenarse de la esencia de la gran metrópoli. Sin duda, una de las visitas imprescindibles e inolvidables de la Gran Manzana.

MONTAÑA PAN DE AZÚCAR, BRASIL:

La extraña forma del morro más fotogénico de Río de Janeiro se encuentra entre los lugares preferidos por los viajeros de todo el mundo. Las vistas desde la montaña de Pan de Azúcar sólo se pueden calificar increíbles y emocionantes. Se puede ascender hasta la cima a través del teleférico que cariñosamente llaman los lugareños bondinho mientras se admira el curioso paisaje de la bahía de Río de Janeiro.

BAHÍA DE SIDNEY, AUSTRALIA:

Si Australia y Sidney tuvieran un carnet de identidad, la foto que utilizarían sería la de la bahía de Sidney con el célebre Puente de la Bahía y el precioso edificio de la Ópera tras él. Todos coinciden en que visitar este lugar y hacerse unas fotos en él son dos cosas que no se pueden dejar de hacer si se visita está maravillosa ciudad de Australia. En 2007, la Unesco incluyó el Palacio de la Ópera de Sidney en la lista del Patrimonio de la Humanidad.

Fuente: Destinia.com

Arte viajero: “10 museos para perderte”

Incluso en algunos casos el viaje se justifica simplemente por las ganas que se tiene de visitar un museo en concreto, toda ciudad grande tiene museos que vale la pena visitar, aunque sólo algunos de ellos merecen realmente la fama que tienen. Por eso hemos realizado una selección de 10 museos que se encuentran en distintas ciudades con un especial encanto y que albergan unas colecciones de arte de primer nivel:


 El Museo del Prado, Madrid

Museo del Prado

El Museo del Prado ha sido definido en varias ocasiones como «la mayor concentración de obras maestras por metro cuadrado». Velánzquez, Goya, Tiziano o El Bosco son algunos de los autores presentes en el museo que, junto con el Thyssen-Bornemisza y el Reina Sofía forman el llamado «Triángulo del Arte». Imprescindible.

El Museo del Louvre, París

Museo Louvre

La pirámide de cristal que vemos en la fotografía es uno de los dos símbolos que representan al museo más visitado del mundo. El otro es la Gioconda, la obra maestra de Leonardo da Vinci. El Louvre alberga centenares de obras anteriores al impresionismo que fueron coleccionadas por la vieja dinastía francesa y también adquiridas a lo largo del siglo XIX.

Galleria degli UffiziFlorencia

Galleria degli Uffizi, Florencia

La Galería Uffizi recibe alrededor de 1,5 millones de personas cada año, lo que la convierte en el museo más visitado de Italia. Alberga numerosas obras de los más importantes artistas italianos de todos los tiempos: Leonardo da Vinci, Botticeli, Caravaggio, Rafael… Además, este museo tiene un trasfondo irrepetible: Florencia, donde más de uno ha sufrido algún que otro síndrome de Stendhal.

El Metropolitan Museum of Art, en Nueva York

El Metropolitan Museum of Art, en Nueva York

      Museo del HermitageSan Petersburgo

      Museo del Hermitage, San Petersburgo

A pesar de encontrarse en San Petersburgo, la antigua capital de Rusia, el nombre de este impresionante museo, quizá el mayor del mundo, es de origen francés: Hermitage. Ubicado junto al río Neva, las diferentes colecciones se exponen en varios de los edificios de la plaza: el Palacio de Invierno, el palacio Menshikov y el Edificio del Estado Mayor.

Museo de Antigüedades Egipcias o Museo de El Cairo

Museo de Antigüedades Egipcias o Museo de El Cairo

¿Alguna vez quisiste saber cuál es el museo que guarda el mayor número de objetos del Antiguo Egipto? La respuesta es el Museo de El Cairo, que custodia unos 136.000 objetos de los diferentes periodos históricos egipcios (desde el 3100 a.C.). El lugar donde se encuentra nos resultará un tanto familiar: en plena plaza de Tahrir, escenario de la reciente revolución egipcia.

Museo Kunsthistorisches, Viena

Museo Kunsthistorisches, Viena

El Museo de Historia del Arte de Viena es famoso por poseer la mayor colección mundial de pinturas de Rubens, aunque en él hay obras de un impresionante elenco de artistas: Van der Weyden, El Bosco, Tintoretto, Velázquez, Brueghel… Al igual que los otros grandes museos europeos, el fondo del Kunsthistorisches procede principalmente de las colecciones privadas de los antiguos emperadores, en este caso de los Habsburgo.

Museo Nacional de Tokio

Museo Nacional de Tokio

Una de las más completas referencias para los admiradores de la cultura oriental, y en especial la japonesa. Tiene varias colecciones dividas por temática, como la galería japonesa, la galería asiática, la galería Hyokeikan y la de Heiseikan. El Museo Nacional de Tokyo es el mayor museo de Japón, con 110.000 objetos que datan de fechas tan antiguas como el 30.000 a.C. De ahí hasta los siglos XIX y XX, todo lo que nos podamos imaginar.

Museo del Oro, Bogotá

Museo del Oro, Bogotá

No podía faltar en la lista un museo dedicado al metal más deseado del mundo y que tantas veces ha cambiado la historia. Casi 35.000 piezas de oro forman la colección del Museo de Oro de Bogotá, que presume de albergar el mayor conjunto de orfebrería de oro prehispánica en el mundo. La «balsa muisca», una de las obras más apreciadas del museo, representa la ceremonia de la leyenda de El Dorado. Además, el museo atesora otros 25.000 objetos de cerámica, hueso, piedra…

Fuente: Destinia.com