¡Cumple tu deseo de viajar en el 2018!

Año nuevo, vida nueva. Comienza este año 2018, y el resto del mismo, viajando a los lugares que siempre haz querido ir. Sigue estos fabulosos consejos, traídos por nuestros expertos de viajes.

Sigue leyendo

Anuncios

Museos Locos: 5 museos raros que no te puedes perder Parte II

Aquí un poco más de esos extravagantes museos …

1. El Museo de Tecnología Jurásica, Los Ángeles

Vitrinas y vitrinas llenas de extraños artefactos para que los visitantes jueguen a adivinar qué es real y qué no. Ellos no dan las respuestas así que puedes creer lo que quieras. Además, al acabar la visita te invitan a un té, por lo que puedes sentarte a discutir si lo que has visto era real, o no.

2. Galería de mini botellas, Oslo

Con el eslogan “El único museo de mini botellas del mundo” este curioso espacio se creó a raíz del hobbie de uno de los fundadores. Ahora, exhibe botellas de todo el mundo, ordenadas según su color y temática. Y además, tienen un bar.

3. Momofuku Ando Museo de Fideos Instantáneo en Osaka, Japón

JapónAunque aquí justo ahora la gente consume cada vez más fideos instantáneos, en el resto del mundo es una religión (sobretodo para los malos cocineros/estudiantes). Podrás ver muchísimos tipos de fideos instantáneos y hasta hacerte uno a tu gusto.

4. Museo de los gatos, Ámsterdam

Canales espectaculares, casas estrechas, bicis y… ¿gatos?. Sí, muchos gatos holandeses. Durante siglos los artistas han adorado a sus gatos y en el ‘Katten Kabinet’ te encontrarás con una colección de pinturas y esculturas de nuestros mejores amigos felinos.

5. El Museo de Conejos de Peluche en Pasadena, Estados Unidos

Candance Frazze y Steve Lubankil, son los orgullosos dueños de la colección más grande de conejos de peluche y te dejan disfrutar de ella y toda su parafernalia en su casa de California.

Fuente: Atrapalo.com

Museos Locos: 5 museos raros que no te puedes perder Parte I

Si los museos de cuadros e historia no son lo tuyo, aquí tienes 20 extravagantes museos que te encantarán.

1. Museo subacuático de la Isla Mujeres, Cancún

cancunEl primer museo del mundo en el que necesitarás sacarte el título de buzo para visitarlo. Las esculturas de Jason de Caires, colocadas bajo el agua, son pH-neutro, es decir, que promueven la vida marina y algún día las criaturas disfrutarán del arte tanto como tú.

2. Museo de las relaciones rotas, en Zagreb, Croacia

Si eres de los que ha invertido años en una relación para terminar más mal que bien, este museo entiende tu dolor. Los artistas Olinka Vistica y Drazen Grubisic crearon este museo para curar sus heridas amorosas enseñando esos restos que producen todas las relaciones rotas. Y -toma nota- aceptan donaciones.

3. Museo de OVNIS en Roswell, Estados Unidos

En 1947 este pueblo se encontró inmerso en un oscuro y polémico “aterrizaje” de una nave extraterrestre que el gobierno americano intentó silenciar. Hoy en día han montado un museo, restaurantes temáticos y viven del merchandising.

4. Museo Franz Kafka, Praga

Hay muchos museos de esculturas, pero este está enfocado en honrar el espíritu del trabajo del autor checo. Si eres fan de él podrás entender qué hay detrás de pilas de carbón, de extrañas estatuas y la máquina de tortura de la  ”Colonia Penal”.

5. Parque de mariposas de Kuala Lumpur, Malasia

Si te horrorizan los animales muertos en probetas, ¡aquí disfrutarás!. Este enorme parque tiene más de 5.000 mariposas que viven a su aire para que tu puedas disfrutar de su belleza en movimiento.

Fuente: Atrapalo.com

CHILE: La Mano del Desierto de Atacama

Mano del Desierto de Atacama

En el desierto más seco del mundo, en Atacama aparece a 1.100 metros de altitud, una mano colosal semienterrada en la arena. La llaman la Mano del Desierto.

Esta en el norte de Chile, a 75 kilómetros al sur de Antofagasta, aquí en la inmesidad del desierto de Atacama, junto a la pista que llaman carretera Panamericana, surge la mano creada por el escultor chileno Mario Irarrázabal Covarrubias.

La mano es un hito y probablemente la obra maestra de Irarrázabal. Hay otras manos suyas -como la del Parque Juan Carlos I en Madrid y la de Punta del Este, Uruguay- pero ninguna como esta Mano del Desierto.

Fuente: Destina.com

Semana Santa: “Las más emblemáticas de España”.

“Banda del Sol en Sevilla” / Foto de Migvazgar, Wikimedia Commons.

Una de las mayores muestra de fe más ferviente en Semana Santa en el mundo sin duda se encuentran en las calles de  España. Aquí las procesiones son más profundas, más fervientes, más viscerales y, ¿por qué no decirlo? Como más auténtica.  Sin duda la más famosa, la más seguida, es la Semana Santa de Sevilla, y uno de sus momentos más intensos es la llegada del Cristo del Gran Poder a la iglesia de San Lorenzo, cuando decenas de personas se agolpan a las puertas para tocar ansiosamente la imagen que les dará suerte.

Las fiestas de Interés Turístico Internacional a las «semanas santas» cuyos festejos y celebraciones de Semana Santa son considerados como los más representativos del país son:

800px-Real,_Venerable_e_Ilustre_Cofradía_de_Nuestro_Padre_Jesús_del_Perdón_y_María_Santísima_de_la_Aurora,_Granada,_Semana_Santa_2009_(38)

Imagen de Santa María de la Aurora (Granada).

Semana Santa en Cartagena: Los penitentes caminan en procesión de una forma austera, en un orden vertical que refuerzan los altos capuces.

Semana Santa de Cuenca: Es la de transportarse a la Edad Media, una experiencia reforzada por la fuerza histórica del casco antiguo, forjado al calor de los difíciles tiempos medievales…

La Semana Santa de Granada: Fiesta de Interés Turístico Internacional fue su antigüedad, su arraigo y la completa y espontánea participación ciudadana en cada uno de sus eventos.

Semana Santa en Hellín: En esta localidad manchega que se encuentra a unos 70 km de Albacete la Semana Santa destaca por un elemento ruidoso: sus intensas tamboradas a las 15 horas del Miércoles Santo, momento en que comienza el estruendo que se prolonga durante varias horas.

450px-Virgen_de_la_Pasión_León_Bienaventuranzas

Virgen de la Pasión (León).

La Semana Santa de León: Es La Ronda, que consiste en que cuatro miembros de la cofradía del Dulce Nombre de Jesús el Nazareno van recorriendo desde la plaza de San Marcelo todas las calles para llamar a los vecinos a participar en la procesión. Uno de los momentos culminantes de la Semana Santa de León es la Procesión de los Pasos, que porta 13 pasos: los de los momentos más importantes de la Pasión.

La Semana Santa de Lorca: fue nombrada en 2007 Fiesta de Interés Turístico Internacional y actualmente se está intentando que sea nombrada por la Unesco como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. Su principal peculiaridad son  los desfiles bíblicos pasionales.

La Semana Santa de Málaga: Uno de los elementos más destacados de las celebraciones malagueñas son los desfiles de diversos cuerpos militares de la ciudad, como el tercio de la Legión. Los nazarenos que visten de blanco quizá sean la foto más representativa de esta poderosa Semana Santa andaluza.

450px-Nuestropadrejesusdelrescate

Cristo de Murcia, frente a la catedral.

La Semana Santa de Murcia: es el estilo propio con que se celebra, lejano de las influencias andaluzas y que hunde sus raíces en los protocolos y tradiciones murcianas del siglo XVIII. Esta peculiaridad de la Semana Santa de Murcia la ha convertido en un testimonio vivo de tradiciones regionales que se han ido perdiendo, pero que aquí aún se conservan.

La Semana Santa de Salamanca: al margen de la espectacularidad que supone ver pasar las procesiones en una ciudad de tanto y tan valioso patrimonio histórico-artístico, tiene una curiosidad única: que los oficios se hacen con el rito mozárabe, y tanto los de la catedral de Salamanca como los de la Universidad son los más importantes.

La Semana Santa de Sevilla: Muy emblemática entre la semana santa española. Un total de 60 hermandades recorren las calles de la ciudad a lo largo de toda la desde el Domingo de Ramos al Domingo de Resurrección. La celebración sevillana de la pasión y muerte de Jesús es sin duda la apoteosis de la veneración y la máxima exaltación de la fe en una ciudad que desde el siglo XVI cuenta con grandes hermandades. El punto de encuentro es la plaza de la Virgen de los Reyes, frente a la catedral de Santa María de la Sede. Así es la pasional e irrepetible Semana Santa sevillana: saetas, pasos, procesiones, un éxtasis para los sentidos.

Canina

Imagen de la muerte, Sevilla.

La Semana Santa de Valladolid: Es uno de los rasgos principales de las procesiones pucelanas. Otros dos ingredientes que determinaron su etiquetaje como Fiesta de Interés Turístico Internacional son la Procesión General del Redentor y el Sermón de las Siete Palabras, que por lo visto tiene bastante que ver con los autos de fe que se interpretaban en el siglo XVI.

La Semana Santa en Zamora:  se remonta al siglo XII. Los lugares de comienzo de las procesiones más importantes son el convento de las Dominicas Dueñas de Cabañales, la iglesia de San Vicente Mártir, la iglesia de Santa María de la Horta, la iglesia de San Juan y la catedral zamorana. La esencia de la austeridad castellana plasmada en actos religiosos es el vivo retrato de la Semana Santa zamorana.

En definitiva, doce ciudades que, ofrecen un patrimonio histórico-artístico excepcional, todas ellas Patrimonio de la Humanidad de la Unesco por sus únicos cascos urbanos históricos y su excepcional estado de conservación.

Fuente: elpais.com