Vuelven los fantasmas: El Origen de las Jack o´lantern

Trick-or-treat… hoy los fantasmas son libres de vagar por la Tierra en la noche de Halloween… Trick-or-treat… hoy nos visita Jack-o´-lantern para hacer truco al que no acepte su trato… Trick-or-treat… ¿Estas preparado para la vuelta de él y sus fantasmas?

Happy Halloween-01

Nos situamos muchos años atrás, en la Irlanda del siglo XVI. Cuentan los antiguos lugareños el encuentro entre un borracho astuto que estafó a la misma muerte. Este pendenciero se inmortalizó como Jack o´lantern.

En una noche de Brujas, en una taberna cualquiera, se encontraba el pobre de Jack lamentándose por no tener más dinero para continuar bebiendo, cuando de forma sorpresiva entra la muerte en escena.

A pesar del alcohol ingerido, Jack se las arregló para convencer a la muerte de regalarle un último trago a cambio de su alma mortal. Al hacer el trato, la muerte se convirtió en una moneda para pagarle al cantinero, pero Jack tomó rápido la moneda y seguidamente la guardó en su bolsillo, donde tenía una cruz de plata, impidiendo que la muerte volviese a su forma original.

Para que la muerte volviera a su forma original, tuvo que idear un pacto con Jack el cual consiste en no reclamar su alma hasta que pasarán 10 años más. Basado en esto, Jack no volvió a verlo hasta que se cumplió el plazo de los 10 años, llegando así el día prometido.

Un día cualquiera, Jack se encontraba en el bosque cuando de manera sorpresiva aparece la muerte a su lado, reclamando lo que antes era suyo. Pero Jack ni corto ni perezoso tenía una carta bajo la manga, y expreso:

Iré de buena gana, pero antes de hacerlo, ¿me traerías la manzana que está en ese árbol?, por favor.

La muerte reflexiona: no tengo nada que perder; y de un salto llegó a la copa del árbol, pero antes que se diese cuenta, Jack rápidamente había tallado una cruz en el tronco, impidiendo que la muerte pudiera bajar. De esta manera volvieron a pactar que jamás le pediría su alma nuevamente.

Pasaron los años e inevitablemente Jack cumplió su ciclo de vida. Tras fallecer, trato de entrar al cielo pero se le negó la entrada por haber sido un borracho y estafador.

Sin rumbo alguno, intentó entrar al infierno y la muerte que estaba por esos lados tuvo que devolverlo ya que no podía tomar su alma, por la promesa que habían pactado, y le dijo: “Vuelve por donde viniste.

El camino de regreso era oscuro y el terrible viento no le dejaba ver nada. La muerte, en un acto de compasión, le dió a Jack un carbón encendido directamente del infierno, para que se guiara en la oscuridad. Jack lo puso dentro de una calabaza para que no se apagara con el viento.

Convirtiendo a las calabazas en protagonistas en la noche del Halloween para despejar las tinieblas del inframundo y guiarnos a la luz en el mundo de los vivos, donde posiblemente siga vagando el alma en pena de Jack.

 

 

Anuncios

Deja un comentario o solicítanos información

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.